martes, 24 de mayo de 2016

VACACIONES

En esa casa no vive Mizuki Tanaka. El señor ha dejado su apartamento de la playa de Norigami. De hecho se fue a una gira por Sudamérica y no sabemos cuándo volverá. Su trabajo de supervisor de plataformas petrolíferas le permite largas ausencias. Su esposa se reunirá con él en Río, cuando termine su pase de modelos. Él no lo sabe todavía, pero ella está de tres meses. Se lo ha dicho a su estilista que sonríe pensando en su novio bombero: el rojo le sienta tan bien.

lunes, 16 de mayo de 2016

EL FIN DEL MUNDO

Desde el otro lado del planeta se propagó la sombra. Cada día avanzaba un centenar de leguas. Las estrellas caían por el horizonte como hojas secas al tiempo que los edificios como flanes temblorosos se agrietaban y se deshacían, dejando al descubierto su armazón de metal como una garra inerme que va trazando en el aire una plegaria hambrienta.
Hace ya setenta días que la humanidad enloquece y se dispersa por los cauces secos y los páramos baldíos. La onda que precede al colapso se acerca inexorable. Sabemos que es el final porque los teletipos han dejado de teclear su cantinela y enmudece la radio.

miércoles, 4 de mayo de 2016

PINCELADAS PARA UNA EXPOSICIÓN

Es como sale mejor, con la mirada al frente, fija en un punto cercano al infinito por encima del objetivo; la mano izquierda sobre el puño dorado de la espada y la derecha abierta sobre el plexo acariciando la roja cruz de malta.
Un instante eterno: abre el diafragma, dispara. Después viene la sesión de cuadro-shop: quitar el reflejo en los quevedos, retocar un bucle, pegar un último brochazo al óleo, y dejarlo secar.
Al fin cuando se exhiba, abierto a todas las tendencias, contrasta, opina; pero sobre todo, aléjate del arte ultra moderno, ese impresionismo que todo lo emborrona.